Tuesday 24 April 2018

Argentina Debate 2015 – Balotaje – Edelman Public Affairs

Millones de menciones en redes sociales y un pico de rating histórico dieron muestra de interés de la gente por lo que fue el segundo debate presidencial de nuestra historia. Esta vez, de cara a un balotaje y con la presencia del candidato oficialista que no había estado en el primer encuentro televisivo.

debate-macri-scioli-630x330

Autoridades nacionales, provinciales, personalidades del espectáculo, pensadores, periodistas y deportistas entre otros se hicieron presente en el aula magna de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA). Además, todos los máximos referentes de los equipos de Daniel Scioli y Mauricio Macri acompañaron a sus respectivos candidatos.

En sí mismo, el debate no fue tan debate. Fue más un show televisivo en donde tanto Scioli como Macri se cuidaron muchísimo en qué responder. Cada uno tenía la posibilidad de preguntar algo sobre lo que el otro había presentado, pero las respuestas a esas inquietudes nunca llegaron, por lo menos claramente. Cada uno optó por intentar exponer públicamente al otro, y mostrarse como dos candidaturas totalmente diferentes.

Candidatos presidenciales

Participaron

  •  Frente CAMBIEMOS– Mauricio Macri, Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.
  • Frente para la Victoria (FPV)– Daniel Scioli, Gobernador de la provincia de Buenos Aires.

Principales temáticas

El debate fue dividido en cuatro grandes temáticas centrales:

  • Desarrollo económico y humano.
  • Educación e infancia.
  • Seguridad y Derechos Humanos.
  • Calidad institucional.

Desarrollo económico y humano

  • Mauricio Macri– Por sorteo previo, quien comenzó a exponer fue Mauricio Macri. El candidato del Frente CAMBIEMOS se refirió a que generar trabajo poniendo en marcha el plan de infraestructura más importante de la historia del país, generando más de 2 millones de puestos de trabajo. De esta manera lograr que la población pueda acceder a su primera vivienda e impulsar la obra pública centrada en los servicios primarios.
  • Daniel Scioli- Por su parte, el actual Gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, fijó la prioridad en bajar los costos de logística y financieros en el sector productivo, sobre todo en la zona norte del país. Además, se comprometió a combatir con la pobreza e impulsar el pago del 82% móvil a los jubilados. Se diferenció del candidato opositor sosteniendo que no piensa ajustar ni generar un mercado libre de cambios que afecte la capacidad adquisitiva del trabajador argentino.

Educación e infancia

  • Daniel Scioli- Sostuvo la necesidad de defender la educación pública, orientar la misma al mundo del trabajo, además se planteó como objetivo concreto el poder generar una seguridad nutricional desde la Asignación Universal por Hijo. Asimismo, destacó la política adoptada sobre fertilización asistida, realizada en la provincia de Buenos Aires.
  • Mauricio Macri– En alusión a esa temática, el Jefe de Gobierno reivindicó la educación pública universitaria. Afirmó que las mayorías de las consultas en materia de salud dentro de la ciudad de Buenos Aires, provienen de la provincia, producto de una mala atención. Se comprometió a construir centros de primera infancia para combatir la desnutrición.

Seguridad y Derechos Humanos

  • Daniel Scioli- Destacó la necesidad de atender la seguridad ciudadana desde la prevención, con políticas de inclusión, fundamentalmente cuidando el trabajo, siendo el desempleo la principal causa de promoción de violencia. Además, afirmó la tolerancia cero para el narcotráfico con un blindaje total por las fuerzas de seguridad, con un nuevo sistema de satélites. Remarcó la necesidad de convocar a más de 100 mil recursos para colaborar con las fuerzas nacionales.
  • Mauricio Macri– Sostuvo que el aumento del narcotráfico luego de 10 años fue por la complicidad del gobierno nacional y nos ha afectado a nosotros. En esa línea, propuso crear una agencia especializada en la lucha contra e el narcotráfico. Además creyó necesario profesionalizar las fuerzas policiales para trabajar en conjunto con el Estado de forma eficiente.

Calidad Institucional

  • Mauricio Macri– Por su parte Macri aseguro que trabajara para tener una justicia independiente que termine con la impunidad y mejorar la calidad democrática. Afirmo la no prescriptibilidad de los delitos de corrupción, con un Estado al servicio de la gente, donde se mancomune el trabajo entre el sector privado y público. Volver a la inversión.
  • Daniel Scioli– Propuso una nueva ley de coparticipación donde cada Estado se desprenda con un verdadero país desendeudado. Fundamentalmente basado en la educación. Por último, sostuvo que desde su experiencia como Gobernador de la provincia de Buenos Aires siempre trabajo de manera conjunta con la Justicia respetando la división de poderes.

El análisis

Ambos tenían objetivos bien distintos. Scioli intentó mostrar diferencias de gestión. Pasó del “miedo” vs la “alegría” hasta la ejecución de políticas públicas en la Provincia vs la Ciudad, los dos distritos desde donde hoy cada uno es gobierno. Primero fue el Ingeniero Macri, luego pasó a ser simplemente Mauricio vs el Daniel que toda la noche utilizó el Jefe de Gobierno.

El candidato oficialista estuvo mucho más nervioso en los primeros dos bloques, más incómodo y molesto. Si bien quiso dejar en claro que él no se hacía cargo de las decisiones de un gobierno que deja el mandato el 10 de diciembre, Macri insistió en su pasado y presente dentro del kirchnerismo.

Por su parte, en ese mismo lapso de tiempo, Macri fue quien más relajado estuvo. No sólo desde lo discursivo, sino también desde lo gestual. Con algunas declaraciones despertó las risas de parte del auditorio, ya que lo chicaneó por su ausencia en el primer debate y con mal interpretar sus propias palabras aludiendo que él no era su vocero, entre otras cosas. Quiso mostrarle al televidente que Scioli es oficialista, no sólo por su formas (ahora más agresivas según él), sino porque quienes lo rodean.

Pasando al segundo bloque, el ex motonauta se soltó un poco más y puso en aprietos en algún momento a Macri. Si bien nunca se aflojó en un 100%, se mostró más seguro hablando sobre temas que tiene en su agenda y que podía confrontar tranquilamente con el ex Presidente de Boca Jrs (políticas de derechos humanos, mortalidad infantil, etc.). Sin embargo tampoco entraron en discusiones profundas y en un debate de ideas. Simplemente optaron, por mostrarse distintos al otro a pesar de haber coincidido en varios temas, por ejemplo sobre cómo tratar el narcotráfico (la única mención que hubo sobre Sergio Massa y su agenda sobre este tema, a la cual acudió Daniel Scioli).

Comentarios finales

En términos generales, y si tuviéramos que compararlo con una pelea de box, los dos contrincantes se repartieron puntos. El primer bloque fue con ventaja para Macri, y el segundo para Scioli con menor diferencia tal vez. O sea, un empate técnico dirían los especialistas del pugilismo. De todas maneras, estuvieron tan brifeados por sus equipos que cada uno sabía lo que tenía que decir. O sea, las chicanas políticas que cada uno hizo mención estaban pensadas; no aprovecharon las respuestas que el otro daba para dejarlo en evidencia sobre esas declaraciones.

Macri pareció estar más relajado y haciendo pesar su experiencia en otros debates, manejó mejor los tonos de vos, gestos y lenguaje. Abusó tal vez de esos “aprietes discursivos”, y sonó sobrador en algunos momentos del debate. Fue de los dos el que nombró de diversas formas a la Sra. Presidente de la Nación, a lo que Scioli respondió algo así como “que él no es el gobierno de CFK, él es el candidato con el que tiene que discutir ideas”.

El candidato oficialista abusó del discurso. Para cada defensa o explicación, optó por dejar en claro que “Macri es el retroceso, el ajuste y la devaluación”. Obviamente con estas palabras, sólo le habló a una parte de electorado que hicimos referencia en nuestra última columna editorial. Quiere conquistar sólo al que no votaría a Macri, y tiene dudas de hacerlo por él. Está evitando con ese discurso que el votante en blanco aumente en cantidad de votos. Y arriesga a perder por más votos todavía, en las grandes urbes donde Macri ya tiene un peso específico.

El candidato de Cambiemos eligió proponer lo menos posible, o dejar que Scioli sea más explícito en todo caso. Tiene lógica porque actualmente es él quien lidera la intención de voto. Quien más “transpiró” fue el Gobernador bonaerense. Scioli debía arriesgar más, Macri menos. Pero a simple vista parece mejor parado el segundo en cuestión; ésta era una buena oportunidad para revertir estas tendencias, pero Scioli se conformó con hablarle a una parte del electorado indeciso. Si le alcanza para ganar, es otro tema. Una vez finalizado el debate, ambos equipos se dieron por “victoriosos” aunque es muy difícil determinarlo hoy al margen de los análisis de periodistas y líderes de opinión. El verdadero resultado se conocerá en tan sólo una semana.

Sobre el autor

Gonzalo Plecity is Senior Account Executive for the Public Affairs practice in Edelman Argentina. He hold a BA in International Relations at the University of the Salvador. Previously, he worked as Operations and Supplies Officer in Pleamar Srl.