Sunday 28 May 2017

Todos Jugamos

Frase de la Semana

“Algunos me dicen que era la oportunidad, pero pienso sobre todas las cosas en el mandato, en los 16 millones de habitantes y en el país”

Daniel Scioli (Gobernador de la Provincia de Buenos Aires) – 24/06/2013

Finalmente se cerraron las listas. En algunos casos con sorpresas y en otras con certezas, pero ya tienen nombres propios. Algunos de los candidatos que hoy aseguran su participación de cara a las PASO (elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias) aguardaron hasta último momento, como si esto fuese un juego realmente.

Pero lo cierto es que la política no es un juego. Es una responsabilidad, es una vocación de servicio que no todos están capacitados. Y con dicho cierre se pudieron observar varias especulaciones, las cuales algunas se cumplieron y otras quedaron como una utopía.

Por el lado del kirchnerismo se presentaron figuras no tan reconocidas a primera vista. Martín Insaurralde, un joven dirigente que viene desarrollando su carrera en el conurbano bonaerense (como Intendente de Lomas de Zamora) tiene un buen perfil, pero necesita del armado y apoyo del Gobierno Nacional para posicionarlo, y de la misma Presidente. Su segunda, Juliana di Tullio tomo más relevancia a partir de la salida del Congreso de Agustín Rossi (actual Ministro de Defensa de la Nación) ocupando el lugar de “jefa de la bancada kirchnerista” en la Cámara Baja. Por su parte, la tercera en la lista es la actual Presidente del Consejo Deliberante de La Matanza, Verónica Magario, proviene del distrito de la Provincia de Buenos Aires más rentable electoralmente.

Tampoco podemos dejar de lado, que a diferencia de otras listas, esta tiene entre sus primeros tres lugares a dos mujeres, mostrando de alguna forma la presencia permanente en las decisiones de la Sra. Presidente de la Nación.

En segunda instancia, Sergio Massa, y su Frente Renovador presentó sus nombres y es el mismo Intendente de Tigre quien encabezará. Con un alto nivel de imagen positiva, ahora deberá tomar postura por diversos temas que preocupan a la ciudadanía. Hay que tener en claro que una cosa es que los medios instalen a un candidato, cuando este aún no se había pronunciado, y otra muy distinta es involucrarse en la “lucha política” donde los números tienden a bajar y se divide la opinión. Al ser un Jefe Comunal, como Insaurralde, competerán de manera directa por un tener un mismo perfil (jóvenes ambos también). Darío Giustozzi, Intendente de Almirante Brown, que al igual que Massa comparten un pasado oficialista, lo secundará. Este último está pensando más en 2015 para ser Gobernador (de hecho hace pocas semanas lo había anunciado), y para ello ve como un paso de transición al Congreso de la Nación. Y en tercer lugar, Mirta Tundis, periodista especializada en temas jubilatorios y previsionales. De esta manera, Massa intenta mostrar su preocupación por ese sector y su prioridad (teniendo en cuenta que estuvo a cargo de la Anses antes de ser Jefe de Gabinete del kirchnerismo en 2008).

La alianza entre Francisco de Narváez, Hugo Moyano y Juan Manuel de la Sota, es tal vez quien más perdió con la aparición de Massa. La contienda política estaba entre ellos y el kirchnerismo, pero la figura del tigrense polarizará aún más los comicios. De Narváez está tratando de posicionar al Jefe Comunal como una variante del oficialismo, mientras que estos tampoco quieren hacerse cargo de ello. El “colorado” optó por darle protagonismo al gremialismo, con Omar Plaini como su segundo (del gremio de canillitas), retribuyendo el apoyo de Moyano quien con su aparato oficiarán de fiscales de mesas durante estas elecciones. En tercer lugar Claudia Rucci, hija del desaparecido José Ignacio Rucci, viene acompañado a Unión PRO primero, y luego a la Unión Celeste y Blanca, desde hace algunos años.

Sin duda alguna el gran perdedor de este nuevo escenario es el macrismo. Con aspiraciones presidenciales en 2015, no logró tener candidatos propios en la Provincia de Buenos Aires y se juega a ganar nuevamente en Capital Federal para asegurar su poder, frente a Daniel Filmus otra vez (que tampoco es un candidato que le haya traído buenos resultados al Frente para la Victoria). Ahora espera el resultado de las PASO, para luego ver cómo se acomoda en las colectoras con el massimo. Pero lo que el PRO no debería perdonarse, es que si realmente esas aspiraciones presidenciales son ciertas, no puede no tener candidatos propios en el distrito más grande el país.

Finalmente, entre los títulos más importante que dejó este cierre debemos mencionar el papel de Daniel Scioli. No arriesgo su nombre ni sus candidatos en las listas. No quiso exponerse tal vez, y “guardarse” para el 2015. El papel que le asignaron es posicionar a Martín Insaurralde en la Provincia. Ese será su rol, y tal vez con ese compromiso pueda sentarse a negociar luego de octubre, siempre y cuando la “lista K” triunfe en las elecciones.

Sin duda alguna la provincia de Buenos Aires, y lo que suceda en ella, es la que determinará el futuro del país en los próximos dos años. Hay otras provincias relevantes en el mapa político nacional, como pueden ser Santa Fe, Mendoza o Córdoba, pero son territorios que serán en primera instancias, adversos a los intereses de quienes ostentan el Poder Ejecutivo Nacional.

También el cierre de listas arrojó por un lado muchos pases del kirchnerismo al massimo, esperanzados en que el Intendente Massa será la nueva cara de la política argentina. Por otro lado se vieron ciertas fragmentaciones en la CGT oficial y en la Unión Industrial Argentina, por tener candidatos en las listas de Massa, perjudicando tal vez futuras negociaciones sectoriales con el Gobierno Nacional.

Por otro lado, a pesar de las instrucciones de la Sra. Presidente, algunos Gobernadores e Intendentes se ubicaron en las listas como “testimoniales” para darle mayor fuerza a sus elegidos (como sucede por ejemplo con los Gobernadores de Chaco, Entre Ríos y Santiago del Estero). También hay Ministros Nacionales que encabezarán en sus respectivas provincias como el Ministro de Agricultura Yahuar en la provincia de Chubut, y el Ministro de Salud Manzur en la de Tucumán. En otros casos las relaciones familiares con dirigentes políticos tienen sus justificaciones para formar parte de las listas. Casos como las esposas de Solá y de Narváez,  o la hija del fallecido ex Gobernador de Río Negro, Carlos Soria, son algunos ejemplos. Finalmente en este armado político se vieron nombres de actores, humoristas, deportistas, árbitros y dirigentes del fútbol, que marcan una clara falta de dirigentes con experiencia en gestión, tomando a la política como si realmente fuese un juego.

Pero la arena política no es un juego, hay que tomarlo como algo serio y con responsabilidad. Cada uno debe cumplir el rol que le corresponde y para el cual fue asignado. Estas elecciones no sólo determinarán como quedarán configurados el Congreso Nacional, las Legislaturas Provinciales y los Concejos Deliberantes, sino también nos permitirá vislumbrar el escenario de cara al 2015, siendo los próximos dos años, los últimos dos años de Gobierno del Frente para la Victoria, de acuerdo a las normas que impone la Constitución Nacional. Por eso no juguemos, en todo caso juzguemos para tomar la mejor decisión.

Sobre el autor

Mariano Vila is the Public Affairs Director at Edelman Argentina. He is in charge of developing governmental relations´ strategies for clients, like monitoring, warning systems, relationship and influence and strategic partnership. Lately he has worked with companies as MasterCard, Tyco/ADT, HP, SCJ and Bridgestone among others. He developed his career in the area of Tourism of the Argentinean National Government, where he served as Head of Product and Networking Area and as Market Manager for the long haul markets at the National Institute of Tourism Promotion (INPROTUR), of the National Tourism Ministry. Mariano has a degree in Political Science in the Pontificia Universidad Católica Argentina. He is a member of the Corporate commission of the Public Relations Council. He is fluent in Spanish, English and Portuguese and he knows about social media and web 2.0 strategies.