Monday 23 January 2017

Mujeres en América Latina: Más educadas, salarios más bajos

“Un nuevo siglo, disparidades antiguas” es un nuevo estudio del Banco Interamericano de Desarrollo que nos presenta el abismo que aún existe en la región en términos sociales, económicos y culturales entre hombres y mujeres de la región.

En breve, algunas de las conclusiones:

  • Aún cuando los porcentajes mejoraron en la última década, sólo el 33% de las mujeres en América Latina tenemos acceso a las posiciones mejor pagas. En estos casos, los puestos están relacionados con ingeniería, leyes, arquitectura, que  requieren conocimientos específicos y no necesariamente son carreras elegidas como primera opción.
  • Si bien las mujeres contamos con una educación más desarrollada que los hombres, priorizamos carreras “tradicionalmente femeninas”, como psicología, educación, enfermería –  (Nota de color: me recuerda cuando mi madre le cuenta una amiga mi elección universitaria: “Relaciones Públicas – qué linda carrera para una nena”…si supiera!).
  • Esta diferencia se basa, en parte, por el estereotipo del rol que debe jugar cada uno en la sociedad… y en casa. Empiezan a sembrarse desde la infancia, desalentando a las mujeres a elegir determinadas profesiones, y por lo tanto, a una posibilidad de tener un mejor futuro en el mercado laboral. Nada me impacienta más que pensar en términos de papeles predeterminados en la vida.
  • Por esta suerte de presión tácita del entorno, las mujeres solemos elegir posiciones part-time o independientes, entrar al mercado en forma tardía, para poder cumplir con su papel en el hogar. Todos factores que actúan en detrimento de su potencial profesional. Viene a la mente más de una amiga que está haciendo malabares en la vida diaria… Otras que salieron del mercado, porque la oferta laboral no presenta aún opciones de flexibilidad horaria realistas para atender las demandas de la vida misma – tanto para madres como para padres como para singles. Increíble con todo lo que la tecnología nos facilita el trabajo dónde, cómo, cuándo sea. Y claro, pienso en las abuelas y abuelos superpoderosos. :)

Algunas de las conclusiones y recomendaciones que resultan del estudio, recomiendan motivar a las mujeres a estudiar ciencias exactas (o simil, no?) y a tomar medidas para incrementar su participación en el mercado laboral, que en definitiva, traen nuevas perspectivas para el capital humano a futuro. Y finalmente – un dato sumamente importante – mejorar los derechos de los hombres en términos de licencia de paternidad (raro que usen la palabra “maternidad”, no?), para repartir en forma más ecuánime las responsabilidades y decisiones a la hora de traer un/a niño/a al mundo.

Más recomendaciones en la infografía abajo (y link para más detalle). Interestinggg…

 

 

 

Sobre el autor

Presente en el país desde 1997, Edelman asesora a clientes de diferentes sectores productivos de la economía nacional, tanto multinacionales como locales. Con un equipo de más de 45 profesionales, está abocada a brindar servicios de comunicación y marketing que aporten valor agregado al negocio.